La taquillera “2012” reconcilia a China con Hollywood

China.- La película “2012”, en la que China juega un papel crucial para salvar a la humanidad de la mayor catástrofe jamás filmada, ha causado una enorme sensación y grandes elogios en el país asiático, poco acostumbrado a asumir el papel de “bueno” en las superproducciones de Hollywood.

El filme de Roland Emmerich se ha convertido en uno de los más taquilleros del año en el país asiático (unos 30 millones de dólares recaudados en los diez primeros días de estreno), y el hecho no es para nada casual: los chinos corren a los cines para verse retratados en Hollywood como salvadores del universo.

“Es un cambio notable, antes las películas americanas siempre nos dejaban mal parados. Es un reflejo de la nueva realidad, ahora los chinos producimos muchas cosas para Occidente y somos más fuertes”, cuenta la estudiante de español Xu Xiaoqian, uno de los millones de chinos que se han deleitado con “2012”.

En los cines de todo el país, suenan aplausos y vítores cuando el mapa del país asiático aparece en la pantalla, o cuando un militar estadounidense, señalando unas arcas gigantescas construidas contrarreloj para salvar a la humanidad, asegura que “sólo los chinos son capaces de construir algo así”.

Grandes cambios

El filme marca, según críticos y analistas políticos chinos, un cambio en la óptica de Hollywood -y quizá de Estados Unidos- hacia el país asiático, que ha llegado en el año en el que China ha recibido elogios en relación con la recuperación económica o con la lucha contra el cambio climático.

“Gracias a películas como Kung Fu Panda o 2012 la imagen de China es más popular que nunca”, señala el profesor Zhang Yiwu, de la Universidad de Pekín.

La situación contrasta con la de años recientes, cuando los personajes chinos de Hollywood solían ser delincuentes, soldados enemigos y gente “destinada a morir” en el guión, o cuando los escenarios escogidos para retratar a China eran lugares pobres y sucios.

Los chinos -un pueblo en general nacionalista que no encaja del todo bien las críticas de fuera- no tienen, por ejemplo, muy buen recuerdo de filmes como “Justicia Roja” (1997), protagonizada por Richard Gere, en la que un estadounidense y en China destapa un escándalo de corrupción que implica a altos líderes comunistas.

El tema tibetano también ha dado pie a que Hollywood presentara negativamente a China, como pudo verse en “Kundun” (1997), de Martin Scorsese, en la que se relata la biografía del actual Dalai Lama.

La trama

En el filme de casi tres horas se recalienta el núcleo del planeta y se amenaza la supervivencia. Los líderes mundiales intentan construir un arca en las montañas del centro de China para albergar a seres humanos y animales que puedan repoblar La Tierra.

180 grados

La película “2012” supone, según críticos y espectadores chinos, un giro de 180 grados en muchas tendencias, seguramente con fines comerciales, puesto que Hollywood observa a China como uno de sus principales mercados y quiere llegar a sus pantallas.

EFE

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: