Dominicana se impuso y conservó su invicto en la Serie del Caribe

PUERTO LA CRUZ.- Freddy Guzmán se robó el plato para anotar la diferencia en la octava entrada y los Leones del Escogido vencieron 3-2 a los del Caracas en duelo de melenudos por la tercera jornada de la Serie del Caribe.

La defensiva quiqueyana cometió anoche cuatro errores, que la ofensiva criolla no aprovechó al dejar siete corredores en las almohadillas y lo pagaron con un doloroso revés en el estadio Nueva Esparta de la isla de Margarita.

Los anfitriones, que un acto antes dejaron las bases llenas, tomaron la ventaja en el tercer capítulo con un jonrón de dos carreras de Oscar Salazar ante el abridor Nerio Rodríguez.

José Ortegano lanzó cinco entradas sin permitir hits ni carreras, hasta que la ofensiva dominicana lo descifró en el sexto episodio.

Un imparable de Freddy Guzmán y un sencillo impulsor de Ramón Santiago acabaron con la gesta del abridor venezolano, que salió y cedió su lugar a Edgar Estanga, quien acabó con el ataque.

Arremetida dominicana
Una entrada después, los melenudos del Escogido consiguieron darle vuelta al marcador tras emboscar a Darwin Cubillán (0-1) y Edgar Alfonzo.

Pablo Ozuna recibió boleto, con dos outs en la pizarra, se robó la intermedia -previo a un pasaporte a Freddy Guzmán- y anotó el empate con un incogible de Santiago.
Guzmán arribó a la antesala con el hit de Ramón Santiago.

Con Juan Francisco en turno, el relevista Alfonzo lanzó a la inicial y el corredor aprovechó para estafarse el plato con la anotación de la diferencia.

El cerrador Darío Veras acabó con las esperanzas del Caracas en la novena entrada.

Los melenudos venezolanos se medirán hoy con los Naranjeros mexicanos, que abrirán con Juan Delgadillo, en el inicio de la segunda vuelta del clásico caribeño.

Puerto Rico se desató y ganó
Michael Hernández disparó un jonrón de dos carreras y los Indios de Mayagüez desataron su ofensiva para vencer 5-3 a los Naranjeros de Hermosillo y conseguir su primer triunfo en la Serie del Caribe 2010.

Ambos equipos tienen una victoria y dos derrotas.
Bill Pulsipher (1-0) le dio cinco sólidas entradas al equipo boricua y permitió sólo una carrera limpia, mientras los relevistas Pete Parise y Saúl Rivera completaron la ruta.

La defensa de Mayagüez volvió a dejar dudas con cuatro errores, y ahora suma ocho en los tres partidos del torneo.
Los bates puertorriqueños tronaron desde el primer episodio frente al abridor de México, Travis Blackley (0-1).

Jesús Feliciano abrió con doble, Luis Figueroa le siguió con sencillo y Miguel Abreu remolcó una con otro doblete. Un hit de Randy Ruiz llevó otras dos anotaciones al plato.

El cuadrangular de Hernández con un compañero abordo en la sexta entrada le dio oxígeno a Puerto Rico rumbo a la victoria. México descontó una en el noveno episodio con hit impulsor de Luis Cruz.

Los Indios se medirán hoy con los Leones dominicanos.

Grandes Ligas y caribeños renovaron acuerdos
Los receptores también fueron incluidos en la cláusula de “fatiga extrema”, según el nuevo acuerdo entre las Grandes Ligas y la Confederación del Caribe de Béisbol, que también puso límites más estrictos para la participación de los bateadores y lanzadores.

Según el antiguo acuerdo, los receptores no tenían límite de entradas trabajadas detrás del plato para ser considerados bajo la conocida cláusula de “fatiga extrema”, que le permite a los clubes de las mayores prohibir que un pelotero juegue desde el inicio en los campeonatos invernales de Venezuela, República Dominicana, Puerto Rico y México.

Bajo el nuevo acuerdo, presentado ayer en el marco de la Serie del Caribe en la venezolana Isla de Margarita, las franquicias del “Big Show” podrán aplicarle el reglamento a los caretas que acumulen 600 o más episodios de las mayores, unos 67 compromisos.

En el caso de “catchers” de las categorías Triple A, Doble A y Clase A tendrán un límite de 700 capítulos de labor, lo que significaría unos 78 juegos.

El nuevo contrato también reduce los límites para los lanzadores: de 170 a 160 entradas para los pertenecientes a Grandes Ligas. De 165 a 160 para los de la clase Triple A, de 165 a 155 para los de Doble A, y de 165 a 130 actos para los de Clase A.

En el caso de los toleteros latinos en las mayores, pasó de 500 turnos al bate a 503 apariciones oficiales.

Para los bateadores de las ligas menores, el límite se cambió de 500 turnos a la ofensiva a 550 ocasiones.

De otro lado, si un club de las Grandes Ligas solicita antes del 24 de diciembre a un pelotero activo en el Caribe, los equipos invernales deberán analizar cualquier pedido para que un jugador se vaya del torneo para participar en alguna actividad de su equipo de las mayores, como minicampamentos o el programa de desarrollo de novatos.

El contrato anterior no le otorgaba a los equipos caribeños la posibilidad de analizar tales solicitudes.

El acuerdo es válido hasta la temporada invernal de 2012-2013 y las Grandes Ligas podrá solicitar una revisión en la campaña 2012 si no hay un convenio colectivo en las mayores en ese momento.

EDUARDO CECCATO GARCÍA

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: